¿Cuánto come un lobo?

Por Mario Quevedo, en Cantabricus

Mucho, muchísimo, dice la sabiduría popular.

Pero como la sabiduría popular tanto puede acertar como decidir quemar individuos de algún sector de la población, dependiendo de la moda y del que mande, mejor echar unas cuentas. Sobre todo porque a lo largo del 2012 han sido muchas las afirmaciones de responsables públicos y medios de comunicación acerca del impacto de los lobos sobre el ganado y las presas silvestres. Creo incluso recordar, aunque no tengo ahora la paciencia de rebuscar desatinos, que se llegó a mencionar “desequilibrio biológico” en el Parque Nacional de Picos de Europa.

Antes de los números, un par de conceptos: en fisiología se calcula habitualmente la tasa metabólica basal, algo así como la energía que consumiría un organismo para mantenerse vivo, en reposo, a una temperatura neutral (es decir, que no implique gasto de energía en refrigeración o calentamiento). Se usan frecuentemente las siglas del equivalente en inglés, BMR, basal metabolic rate. En general esos valores se conocen bastante bien y, cuando no se conocen, se pueden estimar con un margen de error aceptable a partir del tamaño del organismo, y de su plan metabólico general. Vamos, que no es problema. Tened en cuenta que se pueden medir por ejemplo en animales en cautividad, en entornos controlados.

Así, ese animal en reposo y en condiciones estables deberá comer lo suficiente para cubrir ese gasto energético básico, suponiendo que no realice ninguna actividad. Ese tipo de cifras se usan también para calcular cuántas calorías debe ingerir una persona; si sólo tuviéramos acceso a la comida equivalente a nuestra BMR, perderíamos peso rápidamente al continuar con nuestra actividad habitual.

Claro que los animales se mueven, y gastan mucha más energía que la BMR. La diferencia entre el nivel basal y el real es más difícil de medir, sobre todo por lo variable del último. Para mamíferos salvajes activos, el gasto metabólico de mantenimiento puede ser entre 2 y 4 veces mayor que BMR; incluso más en vertebrados carnívoros que persiguen a sus presas1. Para los lobos, esas tasas realistas o “de campo” (FMR, field metabolic rate) pueden ser 5 o 6 veces superiores a la BMR.

wolves

En números más directamente comprensibles, el gasto basal de un lobo de 35 kg se estima en 0.55 kg consumidos por día; el gasto normal o activo (FMR), entre 2.8 y 3.25 kg por día1, 2.

fmr

Así visto, sí que comen, sí. Pero los números hay ponerlos en contexto.

Tomo como ejemplo, como contexto, unos números del Parque Nacional de Picos de Europa, aportados vía La Nueva España por la Consejera de Agroganadería y Recursos Autóctonos, María Jesús Álvarez, para justificar “controles” de lobos. Decía la Consejera que había entre 30 y 55 lobos en Picos de Europa. Asumiendo que todos esos lobos pesaran 35 kilos, eso daría un consumo de entre 33 y 60 toneladas “de presa” al año, a razón de 3 kg por lobo y día.

La misma noticia dice que en el PN Picos de Europa se censaron 624 ciervos. Según Wikipedia, el peso medio de un ciervo ronda los 200 kg. Multiplicar 200 kg por 624 individuos dice que los ciervos mueven 125 toneladas de “presa” en Picos. A esas 125 toneladas habría que añadir los 6000 rebecos que -siempre según la consejera- hay en Picos de Europa. Uso también Wikipedia para darle 40 kg de presa a cada rebeco: 6000 individuos por 40 kg son 240 toneladas de rebecos. Seguramente habrá bastantes jabalís en Picos, de esos que aportarán unos 70 kg de presa por jabalí. De hecho, la dirección del PN debe pensar también que sobran, ya que lleva a cabo “controles” tanto de ciervos como de jabalís3. Y hay también corzos, así como otras presas salvajes menores.

Y en Picos de Europa el lobo no compite por esas presas con otros grandes carnívoros, cazadores humanos aparte.

Y eso eran sólo las presas salvajes. En Picos hay ganado; mucho. Si no lo hubiera, no estaría seguramente escribiendo esto. Unas 18000 cabezas aprovechan la producción vegetal del parque nacional, incluyendo vacas, caballos, ovejas y cabras.  Procedentes de los municipios de Oseja de Sajambre, Valdeón, Cabrales, Amieva, Peñamellera Baja y Cangas de Onís, 9200 vacas usaban en 2011 los pastos de altura del parque, según los datos públicos3. Y falta en esa lista la parte cántabra del parque. ¿Cuanto pesa una vaca de las razas de montaña? ¿Me equivoco mucho si digo que tranquilamente 3 veces la cifra usada arriba para los ciervos?

El que tenga humor puede calcular entonces cuantas toneladas hay que añadir a las anteriores, y compararlas con el total estimado para mantener la población de lobos. Y después releer cualquiera de las justificaciones aportadas para matar lobos en un parque nacional.

No me extiendo más. Para 2013 que entra en breve, desearos que los responsables públicos no nos tomen más el pelo.

Notas y referencias

1- Mech y Boitani (eds.) 2003. Wolves: behavior, ecology and conservation. Chicago University Press
2- Para hacer esos cálculos hay que tomar determinadas asunciones, y detallarlas: cuán digestible es la dieta, cuánta energía contienen los tejidos de las presas, etc. Esas asunciones están detalladas en la referencia anterior.
3- Memoria Anual 2011 del PN Picos de Europa.
4- Agradezco a Menéndez y Varona Abogados la orientación sobre los datos del PN de Picos de Europa.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a ¿Cuánto come un lobo?

  1. Marcos dijo:

    Muy bueno…

  2. Hola.
    Al hilo de estas entradas puede resultar interesante este artículo:

    http://www.wildlifebiology.com/Downloads/Article/766/En/wb_15-2_barja.pdf

    en el que se tratan las preferencias del lobo entre ungulados salvajes y ganado doméstico, en un estudio en Orense. Es muy instructivo.

    • marioquevedo dijo:

      Gilberto, gracias por el apunte y enlace. Sí conocía este trabajo, pero no sabía que la descarga estaba disponible.

      Hay alguna cosa más de dietas en la Cordillera, y mucho en otros sitios. Sin embargo no he hecho nunca especial referencia porque las preferencias de dieta, en lobo como en la mayoría de bichos, dependen de la disponibilidad, y son por tanto poco dadas a extrapolar entre zonas a no ser que uno disponga de datos equivalentes. Así, por ejemplo, los lobos del sur-occidente astur tendrán una disponibilidad de presas salvajes mucho mayor que los de zonas con cargas ganaderas muy altas.

      Lo que si se debe mantener entre zonas son los requisitos nutricionales más generales.

  3. Pingback: Parques naturales v. patrimonio de la humanidad | Cantabricus

  4. flamel dijo:

    ¿Cuánto come un lobo? Seguro que menos que un político!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s